domingo, 8 de julio de 2012

Campaña para reconstruir la memoria de los trabajadores estatales desaparecidos

“Romper con el pacto de silencio”

La Comisión de Trabajo por la Reconstrucción de Nuestra Identidad convoca a empleados públicos que se desempeñaron durante la dictadura a aportar información relacionada con violaciones a los derechos humanos.

 Por Ailín Bullentini

“Contanos tu verdad”, invita la consigna, que intenta condecirse lo más posible con la idea que la originó, una (otra más) vía de acción que desarrolló la Comisión de Trabajo por la Reconstrucción de Nuestra Identidad, un espacio que un grupo de trabajadores sostiene desde 2007 sobre un puente simbólico que une al Ministerio de Planificación Federal y al Archivo Nacional de la Memoria, para, claro, hacer lo que el nombre del grupo dice que hacen: reconstruir la memoria alrededor de aquellos “estatales” –empleados públicos– que permanecen desaparecidos desde la última dictadura. En el trajín cotidiano de esa tarea, los integrantes de la agrupación cayeron en la cuenta de varias cosas: en primer lugar, que son muchos los que trabajaron durante los años del terrorismo de Estado, pero además, y lo que es más importante, que su voz puede ser la que aporte aquello que hasta ahora nunca se dijo: “Sólo ellos pueden aportar lo que se vivía en ese momento, una información valiosa que puede servir a la Justicia”, dijo Julián Scabbiolo, miembro de la comisión y militante de la Juventud de Obras Públicas. A ellos, a los que vieron, escucharon o vivieron algo relacionado con los delitos de lesa humanidad, está dirigida la consigna que inaugura esta nota y que representa la segunda gran campaña de la comisión.

La puesta en marcha de esta iniciativa, que ya recogió cuarenta nuevos testimonios relacionados con torturas, secuestros y desapariciones sucedidas puertas adentro de la administración pública, tiene que ver con la razón que justifica la existencia de la comisión: “Como trabajadores del Estado nos planteamos la necesidad de recuperar la identidad de nuestros compañeros desaparecidos”, definió Scabbiolo.

Su primera gran campaña estuvo orientada a recuperar los legajos de los trabajadores desaparecidos –se calcula que son alrededor de 400– y a plasmar en esos documentos la razón por la cual ellos, hombres y mujeres víctimas del terrorismo de Estado, habían dejado de asistir a sus lugares de trabajo: la reparación documental. “En esos documentos figuraba que habían sido dados de baja o despedidos con causa justificada por haberse ausentado de sus puestos de trabajo. En realidad, habían sido secuestrados. Como el Estado fue su empleador, queríamos que fuera el propio Estado el que registre a sus trabajadores con la verdad”, dijo Scabbiolo. Ya a partir de entonces decidieron ampliar el círculo de acción de la comisión a toda la administración nacional. “Pensemos en los trabajadores de la salud, aquellos que se desempeñaron en hospitales o centros de salud. O los choferes. hasta las propias Fuerzas Armadas tenían personal civil que trabajaba para ellos. Administrativos, ordenanzas, choferes... podrían tener mucho que contar.”

Ese trabajo documental les reveló un nuevo panorama que los impulsó a generar otra campaña: “Empezamos a ver a que se hacían presentes compañeros que trabajaron con hombres y mujeres que hoy están desaparecidos. Sólo ellos pueden aportar lo que se vivía en ese momento. Los estatales tienen información para brindar a la Justicia”, apuntó el militante. Así nació “Contanos tu verdad”, una campaña que busca “romper con el pacto de silencio que la dictadura soldó con el terror y que sabemos que en muchos empleados aún opera –completó–. Todos los recursos del Estado fueron utilizados para el genocidio político, que fue organizado hacia adentro del mismo Estado para eliminar a los compañeros que tenían un compromiso con la democracia, la participación política y los valores más profundos de compañerismo y solidaridad. Esos valores son los que hoy, nosotros, queremos rescatar e imitar”.

El año pasado comenzaron a recibir testimonios de personas que trabajaron en algún estamento de la administración nacional pública y de aquellos que aún continúan haciéndolo, “como un paso más en la reconstrucción de la memoria de los trabajadores del Estado y con el claro objetivo de aportar datos a la Justicia”, señaló. Hasta ahora, cuarenta testimonios fueron presentados al Archivo Nacional de la Memoria, el organismo estatal “encargado de encontrarle el sentido al aporte que puedan brindar para determinadas causas, tanto aquellas que se estén investigando como aquellas que puedan llegar a iniciarse”.

En ese sentido, el secretario ejecutivo del Archivo, Carlos Lafforgue, calificó de “fundamental” la articulación de los espacios con vistas a esta iniciativa: “Las campañas de este estilo incentivan la tendencia que, por lo general, se da en las personas cuando llegan a una edad avanzada en sus vidas, cuando sienten que no quieren irse sin decir aquello que saben”. El Archivo también participa en calidad de receptor, organizador y guardia de los testimonios que aportaron ex conscriptos, impulsados por la conocida campaña de los colimbas, cuyo objetivo es prácticamente el mismo: “Han surgido cosas interesantes”, mencionó Lafforgue.

La importancia de las “verdades” que ofrecen aquellos que alguna vez vieron, oyeron o vivieron el accionar del terrorismo de Estado no sólo radica en el aporte de nombres de probables responsables o en la posibilidad de conocer el destino de quienes hoy permanecen desaparecidos, sino que va más allá. “Hay datos que rompen con ciertos esquemas culturales que teníamos” respecto de los delitos de lesa humanidad, estimó Scabbiolo. Los famosos Ford Falcon, que no sólo usaban los milicos sino toda la administración pública, es un ejemplo. “El terrorismo de Estado operó dentro de la esfera pública para introducir el terror y el miedo. Sentimos que a través de esta campaña generamos un cambio cultural, algo que aún consideramos pendiente”, concluyó el integrante de la comisión.

Los interesados pueden ponerse en contacto con la comisión a través de la web www.obraspublicas.gov.ar/ comision/contanos o al teléfono 4349-7613.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada